7 ACCIONES PRÁCTICAS PARA FIDELIZAR A TU CLIENTE INTERNO

¿Puedes condensar en 7 acciones prácticas para conquistar y fidelizar a tu cliente interno? Quiero contarte las mías.

Empecemos por definir quién es tu cliente interno, aunque quizás sea obvio, es tu equipo, tus personas. Pasamos muchas horas al día pensando en los clientes de nuestro negocio. Pasamos muchas horas al día tratando de saber que necesita de nosotros, qué necesita de la compañía, cuáles son sus expectativas y cómo llegar a él, ¿verdad?

Sorprendentemente, cuando pregunto por el cliente interno pocas personas saben decirme mucho sobre él. No solemos pensar mucho en él, y cuando lo hacemos nos resulta difícil concretar qué es lo que lo caracteriza, que es lo que necesita o cómo puedo llegar a él.

Las personas, los equipos, para una organización deben de tener el mismo valor, o incluso más, que el cliente externo.

Estas 7 acciones prácticas basadas en el propio conocimiento van a ayudarte a conquistar y fidelizar a tu cliente interno.

Dentro de una compañía todos los departamentos son clientes y proveedores internos, los unos de los otros. Debemos de ser conscientes de ello. Si asumimos esa responsabilidad, nos damos cuenta que nos falta información, que no llegamos a ellos, que no los valoramos lo suficiente o que no sabemos cómo tratarlos.

Para atraer al cliente EXTERNO hablamos en otra ocasión. Ahora lo que queremos explorar es esa parte de nosotros que debe estar en plena forma para atraer al cliente interno: el conocimiento de nosotros mismos.

Lo has debido de oír en un millón de ocasiones, y es que no hay nada más cierto:

Cuando te conoces a ti mism@, cuando sabes porque eres reactiv@, qué te da paz o qué necesitas hacer para sentirte bien, es más sencillo ayudar y ser el líder que todos quieren tener.

Vamos a ver 7 acciones MUY PRÁCTICAS para atraer a tus personas, a tu cliente interno. Si las desarrollas desde ese conocimiento honesto de ti mism@ conseguirás no solo atraer sino conservar a las personas de tu compañía.

1.- DISTRIBUYE TU CONOCIMIENTO. Tenemos la creencia, porqué así se nos ha inculcado, de que la información es poder. Creemos que nuestro conocimiento nos hace imprescindibles, que gracias a él somos valorados. Mejor dicho, gracias a “eso” tenemos valor. Y nada más lejos de la realidad. Cuando distribuyes el conocimiento, cuando lo trasmites a los demás para que circule libremente por la organización causa un mayor impacto tanto en ella como en las personas que la forman. Es la forma en la que das autonomía y reconocimiento a los otros. ¿Crees que puedes convertirlo en un generador de confianza?

2.- NO DEJES QUE TU EQUIPO SE QUEME. Y para eso tienes que saber cuál de tus fortalezas vas a utilizar para hacerlos florecer. Quizás puedas fraccionar y organizar el trabajo en actividades más sencillas de ejecutar, quizás debas saber cómo repartir y planificar las diferentes funciones. O quizás debas practicar la escucha activa y la empatía. Oír a tus personas y no oírte a ti. ¿Qué parte de ti debe de permanecer en silencio para escuchar a los demás?

Escucha aún a los pequeños, porque nada es despreciable en ellos

SÉNECA

3.- PON LIMITE A TU TIEMPO. Nada más difícil y nada más importante. Distribúyelo de forma sensata, con estructura y organización. Planifica tu día, agrupa actividades y realízalas en tiempos asignados. Planifica los encuentros con tu equipo, mantén el compromiso contigo mismo. Agenda tu ocio, tu tiempo libre, el tiempo que te permite descansar. El respeto empieza por un@ mism@. ¿Estás de acuerdo que cuando valoras tu tiempo das valor a los demás?

Donde pones tu atención va tu energía. Cuantos más focos atiendes más dispersas tu potencia. Si te descentras aparece el mal humor y los pensamientos negativos. Y para remontar eso más energía necesitas (que no tienes).

4.- EVITA DISTRACCIONES. Fundamental para gestionar mejor tu tiempo y sentir que lo has utilizado bien. Aleja el móvil, no abras el mail sino es en la hora planificada, ten claros los pequeños objetivos del día. Seguro que sabes de forma te sueles distraer más. Pon obstáculos para que eso no te pase. Eso te permitirá mantenerte centrad@ en las tareas de día, que incluyen estar por tus personas, por tu equipo sin dejar de hacer tus tareas ni dejar de ser productiv@. ¿Te das cuenta de que no importa de donde vengan las distracciones, sea de tu colaborador o de tu superior?

5.- INSPIRA EN MOMENTOS DE DESCANSO. Tan importante es que marques tus tiempos de trabajo como los de tu acercamiento y cuidado a los demás: marcando metas en los trabajos, organizando pequeños momentos de celebración de esas metas logradas, reconociendo el éxito de todos, manteniendo frescas las relaciones. Para todo esto es importante que sepas como aumentar tu energía, ¿te conoces lo suficiente para saber cómo generar tu propia energía vital? Seguro que lo sabes, pero déjame recordarlo una vez más: una alimentación adecuada, deporte constante, actividades de ocio, compartir con amigos, disfrutar de momentos de soledad, reír, oír música, estar rodeado de naturaleza, tener espacios ordenados, utilizar colores alegres. ¿Cuál de estas ideas te identifica más?

Cuando te conoces, tienes más herramientas para liderar a las personas con las que trabajas. El poder está en tu interior. Nadie puede quitártelo. Ejercerlo solo depende de ti. Lo que hay afuera es reflejo de lo que hay adentro

6.- RESPETA TU DESCANSO NOCTURNO. El sueño es reparador y todos lo sabemos. No te vayas a dormir con la mente llena de cosas para hacer al día siguiente, con cualquier tipo de pensamiento negativo, con rencores o enfados. Planifica el día siguiente si notas que eso te impide dormir, lee algo, medita o haz algo de ejercicio, cena pronto y ligero, evita las pantallas antes de acostarte. Y una de las cosas que en las que más creo, agradece tres cosas que te hayan pasado en tu día. ¿Sabes cómo sacar de tu mente pensamientos y emociones que te inquietan y así poder dormir tranquil@?

7.- CUENTA TU HISTORIA. Es uno de esos puntos con los que atraer a tu cliente externo, ¿por qué no va a ser igual de útil con tus personas? La cercanía y la confianza que generas es lo que producirá el efecto. Hacerlo con naturalidad, ser auténtic@, honest@ y humilde es lo que conquistará a todos. Si tu historia transmite tu emoción, se nota en seguida y acerca a los demás. ¿Eres de los que encuentra en su vida aquella historia apropiada para generar emociones en los demás?

Cuando no sabemos a qué puerto nos dirigimos, todos los vientos son desfavorables

SÉNECA

Para dirigirte a puerto seguro y alcanzar tus objetivos, implementa todas o algunas de estas acciones prácticas para fidelizar a tu cliente interno. Los resultados son inevitables.

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest